Texto de la Unión Sindical Libertaria de Ioánnina sobre la represión de una manifestaciόn realizada hace unos días en la ciudad, con motivo de la celebración de un evento nacionalista.

El 21 de febrero, en el aniversario de la “liberación” de Ioánnina, se realizó una concentración de antifascistas en el centro de la ciudad, en el sitio en el que estaban reunidos varios arcontes locales, diputados del partido gubernamental y el diputado neonazi de Aurora Dorada Pappás, para rendir homenaje ante un monumento. La presencia de todos estos en común refleja de la manera más clara la invención ideológica de la “unidad nacional” que están edificando. Es una invención ideológica que se vuelve contra los intereses de la clase obrera, contra los oprimidos. La manifestación combativa que tuvo lugar expresó la rabia de todos los que no consienten la presencia de los fascistas, de los que no se someten, aceptando la invención ideológica de la liberación nacional, de los que experimentan las consecuencias del capitalismo. Es claro que el temor del Poder a tales acciones es obvio. El Poder contesta sólo con violencia, como sucedió en este caso.

Decenas de policías, muchos de los cuales iban vestidos de civil, cargaron contra los manifestantes y retuvieron preventivamente a seis personas, cuatro de las cuales a continuación fueron detenidas. ¡Uno de los detenidos fue gravemente herido y fue conducido al hospital dos horas después de su detención! Tan ansiosos estaban los maderos y tan profundo es el miedo que les tienen a los luchadores, que no le quitaron las esposas al herido ni siquiera al estar tumbado en la camilla. Esta ciudad hay descendientes de los colaboradores de los nazis, uniformados o no. Ellos fueron los que celebraron la “liberación”, ellos son los que defendieron la celebración de su fiesta, con o sin porras plegables.

Durante el último tiempo la actitud del gobierno ha favorecido a los fascistas. Lo demuestran la presencia común de diputados izquierdistas y neonazis en el islote de Kastelorizo, los “comités de padres” en Oreókastro, y la omnipresencia de la Policía en Kavala. La intensificación de la represión en varios lugares, con retenciones preventivas, detenciones y palizas, como respuesta a cualquier resistencia, en combinación con la propaganda coordinada de los medios de desinformación masivos, constituyen el nuevo campo “izquierdista”, en el cual es impuesta la pobreza, que va acompañada del escalonamiento de la violencia policial.

Si piensan que de esta manera podrán retener el movimiento social, sus conquistas y sus luchas, están equivocados. Estamos dispuestos a ayudarles (a entender su equivocación). Porque van a entender qué significa tratar de retener a los antifascistas, proteger a las escorias neonazis y a los explotadores. ¡Se lo van a enterar!

Machacad a los fascistas y a sus protectores. Solidaridad con los antifascistas detenidos.

Unión Sindical Libertaria de Ioánnina

El texto en griego, portugués.

Deja un comentario

*

Archivo