El jueves 9 de febrero los líderes de los tres partidos que ejecutan las órdenes del Fondo Monetario Internacional, del Banco Central Europeo, de la Unión Europea, así como de las élites locales y trasnacionales, se reunieron para anunciar un nuevo paquete de penosas medidas de austeridad. Esta reunión había sido antecedida por una serie de deliberaciones ficticias entre los títeres de estas tres instituciones y los representantes políticos de su protectorado, conocido por el nombre de Grecia, así como por un aluvión de propaganda y lavado de cerebro en los medios de desinformación del Régimen, con el fin de preparar y desorientar la opinión pública enfocando en los supuestos conflictos entre ellos…

Algunas de las nuevas medidas de austeridad (más bien de esclavitud) son las siguientes:

Se eliminan todos los convenios colectivos. Todos los convenios tendrán vigor hasta el año que viene. En los sectores laborales en los que el convenio colectivo ya no está en vigor, los trabajadores pasan al régimen de los convenios empresariales o personales, o al salario mínimo. Esto significa que las reducciones del salario de muchos trabajadores llegarán hasta un 50%. En muchas ramas no habrá nuevos convenios colectivos.Al caducar un convenio colectivo, se reduce a los tres meses (eran seis hasta ahora) el periodo de renovación automática de los términos del mismo si no se llega a nuevo acuerdo, en cuyo caso los salarios bajan al nivel del salario mínimo. Los convenios colectivos actualmente vigentes caducarán como máximo en un año.

Reducción del coste laboral, o sea de lo que cuestan los esclavos asalariados a los patrones, en un 15% de 2013 a 2015.

– Abolición de facto de las horas extra al introducirse el horario flexible en los nuevos convenios.

Reducción del 5% de la cotización empresarial a la seguridad social.

– Para recurrir al Organismo de Mediación y Arbitraje será necesario que se pongan de acuerdo las dos partes implicadas (trabajadores y empresa), no pudiendo hacerlo sólo la parte de los trabajadores por su cuenta, como sucedía hasta ahora.

Más recortes a salarios, subsidios y pensiones (tanto primarias como complementarias):

En el sector privado el llamado salario mínimo se recorta un 22%, llegando a unos niveles de pura vergüenza y permanecerá en estos niveles hasta 2015, hasta que la tasa de desempleo no baje al 10% (mejor dicho no aumentará, porque de otra reducción suya no se puede decir nada fijo a estas alturas…). Hay que señalar que el llamado salario mínimo, por una jornada de 8 horas, en realidad no existe, ya que no existe tal jornada. Según la ley laboral, aprobada hace unos meses, si el patrón puede presentar indicios que muestren que su negocio está en peligro o necesita del trabajo extra de los trabajadores en él, el trabajador no puede negarse a trabajar hasta dos horas extra al día (o sea hasta 10 horas diarias). Por cada hora extra se abona un salario por hora aumentado en un 20% y no en un 75% como era válido antes de la aprobación de esta ley anti-obrera (o sea que no hay horas extra o paga extra…). El salario mínimo llega a los 480e y para los que entran por primera vez en el mercado laboral llega a los 430e. Los menores de 25 años, quienes según la ley del año pasado podían ser contratados durante dos años como practicantes por 580e al mes, serán afectados también. El recorte de su sueldo llega al  30%, o sea que cobrarán unos 420 al mes bajo condiciones de pura esclavitud, o sea que cobrarán menos que el alquiler de un piso de dos habitaciones…

Los subsidios también se verán afectados, pues se calculan en base al salario mínimo. Al mismo tiempo se eliminan varios subsidios “sociales” y laborales. El subsidio de desempleo se recorta y se limita su distribución a aún menos beneficiarios. De los 461e al mes llegará aproximadamente a los 320e.

Se recortan las pensiones de tipo Anualidad Limitada Mancomunada y de Sobreviviente de varios sectores laborales. Se ha puesto en marcha otra reducción (después de la del año pasado) de todas las pensiones y jubilaciones. Recordamos que el año pasado los jubilados de los sectores público y privado (así como todos los funcionarios del Estado) vieron sus dos pagas adicionales (13ª y 14ª ) sustituidas por un subsidio de unos 800e entre las dos.

También, los escalafones salariales (antiguedades) se ven afectados. Por ejemplo, un trabajador que el próximo año cambiaba de escalafón, según la nueva ley tendrá que esperar hasta el año 2015 para ver su salario aumentado. Sin embargo, dado que su salario se ha sometido a los recortes susodichos, en el mejor de los casos en 2015 cobrará lo que cobraba hace 10 años, en un país en que la inflación está por las nubes.

En el sector público”:

Más de 150.000 funcionarios van a despedirse o se verán obligados a retirarse (prejubilaciones) durante los cuatro años entre 2011 y 2015. Al mismo tiempo se reducen las contrataciones de nuevos funcionarios del sector público. Por cada 5 que se van se contratará un nuevo trabajador. Se generaliza la reserva laboral y se reduce el número de los trabajadores contratados por tiempo definido (trabajadores eventuales o de temporada). Varias corporaciones del sector público se privatizan, otras se eliminan (entre ellas el Organismo de Viviendas Sociales y el Departamento que proporcionaba a los trabajadores beneficiarios cupones y talones de alojamiento subvencionado en hoteles y albergues, así como participación en excursiones en grupo subvencionadas y al mismo tiempo, es abolida la contribución del 2% a favor del mismo existente hasta ahora), viéndose él aún más reducido. Los gastos sociales serán aún más escasos y los servicios públicos ya son casi inexistentes. Se abolen los derechos laborales de los funcionarios (los del sector privado se pueden denominar modernos esclavos), pues se modifican o se eliminan los reglamentos internos de trabajo.

Ya ningún funcionario tendrá un puesto fijo. Las modificaciones en el sistema de los escalafones salariales se igualan a las del sector privado (véase antes). Es abolida la estabilidad laboral y de las normativas laborales existentes en los bancos y las compañías públicas o con un porcentaje de participación pública, lo que incluye, entre otras, a la Compañía de Electricidad, Hellenic Petroleum (la mayor refinería del país), la radio televisión pública, el transporte público de Atenas (autobuses, metro, tren de cercanías, tranvía y trolebús), la compañía postal, la compañía de lotería y apuestas, la compañía de abastacimiento de agua de Atenas, etc.

Todo esto está ocurriendo en un país de 11 millones de habitantes y más de un millón de desempleados, según los datos oficiales. Según los mismos datos, la tasa de desempleo llega al 20,9%, si todo el mundo sabe que la cifra real es bastante más alta. Según Eurostat el 27,7% de la población vive debajo del umbral de la pobreza, si todo el mundo sabe que la cifra real es mucho más alta.

No nos están quitando sólo los sueldos, los subsidios y las prestaciones sociales, las pensiones, los derechos laborales y humanos. Nos están quitando la propia vida.

Solidaridad con la lucha auto-organizada y combativa del pueblo griego contra el Régimen del nuevo fascismo, contra la indignación, la miseria y la pobreza, contra la degradación de la propia vida.

Los dibujos son de Medina.

 

6 comentarios para “Nuevas medidas penosas conducen al pueblo griego a la esclavitud total”

  • […] escrito en agosto de 2012 por un trabajador de la Enseñanza, miembro de ESE, Unión Sindical Libertaria de Grecia, y enviado a nuestro correo electrónico por los compañeros de ESE. El texto sirvió de base para […]

    Responder
  • […] Desde febrero de 2012 se han eliminado todos los convenios colectivos. Los convenios empresariales e individuales se han superpuesto a ellos. En los sectores laborales en los que el convenio colectivo ha dejado de estar en vigor, los trabajadores han pasado al régimen de los convenios empresariales o individuales. En el caso de que no se haya llegado a un acuerdo entre trabajadores y patronal, esta última tiene el derecho de pagarles a los trabajadores el salario mínimo. Las reducciones salariales de muchos trabajadores han superado el 50%. Como veremos más adelante, hay casos de trabajadores y jubilados que con la aplicación de esta ley van a perder más de la mitad de sus salarios y pensiones respectivamente. […]

    Responder
  • […] Desde febrero de 2012 se han eliminado todos los convenios colectivos. Los convenios empresariales e individuales se han superpuesto a ellos. En los sectores laborales en los que el convenio colectivo ha dejado de estar en vigor, los trabajadores han pasado al régimen de los convenios empresariales o individuales. En el caso de que no se haya llegado a un acuerdo entre trabajadores y patronal, esta última tiene el derecho de pagarles a los trabajadores el salario mínimo. Las reducciones salariales de muchos trabajadores han superado el 50%. Como veremos más adelante, hay casos de trabajadores y jubilados que con la aplicación de esta ley van a perder más de la mitad de sus salarios y pensiones respectivamente. […]

    Responder
  • […] estado el otro gran partido hegemónico (Nueva Democracia) haría exactamente lo mismo. Es decir, imponer las medidas de austeridad más violentas y antisociales posible y esclavizar al pueblo bajo… El partido socialista aguantó dos años en el poder con un esfuerzo extraordinario. Sin embargo el […]

    Responder
  • […] ganas leeros este Texto escrito en agosto de 2012 por un trabajador de la Enseanza, miembro de ESE, Unin Sindical Libertaria de Grecia, […]

    Responder
  • […] ganas leeros este Texto escrito en agosto de 2012 por un trabajador de la Enseanza, miembro de ESE, Unin Sindical Libertaria de Grecia, […]

    Responder

Deja un comentario

*

Archivo